Ir al contenido
Maradona - La mano de Dios
  1. Fútbol

22/6/86: La Mano de Dios de Maradona

Han pasado 37 años del mítico gol con la mano del crack argentino frente a Inglaterra en la Copa Mundial de México 86, en la que después la Albiceleste lograría su segundo título en el torneo.

El 22 de junio de 1986 se enfrentaron Argentina e Inglaterra en cuartos de final de la Copa Mundial de México de aquel año. Un encuentro frenético y que se decidió a favor de la Albiceleste, gracias a la actuación de su capitán Diego Armando Maradona. El Pelusa anotaría los dos tantos de su equipo, que ganó por 2-1, ambos con mucha historia. El primero lo hizo con la mano y desde entonces se conoce a esa jugada como la Mano de Dios.

Los antecedentes del partido

A aquel encuentro llegaban dos selecciones muy potentes y con amplias aspiraciones al título. 

Los ingleses tenían un gran equipo, con jugadores míticos como Gary Lineker, Shilton, Reid o Hodge y eran entrenados por Boby Robson. Anteriormente habían ganado a Portugal (1-0), empatado con Marruecos (0-0), y vencido ante Polonia (3-0) y Paraguay (0-3), siendo uno de los equipos más determinantes del campeonato hasta esos cuartos de final con sus siete goles a favor y cero en contra.

Por su parte, Argentina llegaba al Estadio Azteca de México con Diego como principal estrella, pero muy bien acompañado por gente como Jorge Valdano, Ricardo Giusti o Jorge Burruchaga. Aquella Albiceleste, que mantenía un bloque muy similar al que resultó campeón dos ediciones anteriores, era entrenada por Carlos Bilardo y consiguió llegar a cuartos de final tras ganar a Corea del Sur (3-1), empatar a uno contra Italia, imponerse por 2-0 a Bulgaria y a Uruguay por 1-0 en octavos.

El gol y su repercusión

Tras una primera parte sin demasiadas ocasiones y con el partido cerrado (0-0), el encuentro cambió en la segunda mitad, sobre todo a raíz de la Mano de Dios, que supuso el 1-0 e hizo que todo se abriera en Ciudad de México.

Una jugada argentina por banda derecha acabó en un despeje aéreo fallido de Steve Holger hacia su propio área, donde Maradona se adelantó a la salida de Peter Shilton para marcar, golpeando al balón “un poco con la cabeza y un poco con la mano de Dios”. De ahí surgió el sobrenombre a un gol que siempre quedará para la historia de los anales del fútbol.

Lógicamente, ni el árbitro ni sus asistentes vieron cómo el argentino golpeaba con la mano ese balón y lo introducía de manera ilegal en la meta inglesa. Eso propició el 1-0 en el minuto 51.

A partir de ahí el encuentro se abrió más y, de hecho, cuatro minutos más tarde se vivió otro episodio histórico en el césped del Estadio Azteca. Los 114 580 espectadores registrados de aquella mañana fueron testigos de otro gol legendario de las Copas Mundiales de fútbol, el apodado Gol del Siglo.

Maradona otra vez como protagonista cogió el balón en el centro del campo y fue regateando hasta a cinco defensores ingleses, incluyendo al propio portero, para acabar anotando a puerta vacía, un eslalon que siempre será recordado por la calidad del 10.

Después de esos dos goles, Inglaterra lograría acortar distancias gracias a un tanto de Lineker en el minuto 80, pero fue demasiado tarde y al final Argentina se llevaría el pase a semifinales.

Después, la Albiceleste conseguiría su segundo entorchado mundial imponiéndose en semis a Bélgica por 2-0 y en la final a Alemania Federal por 3-2, lo que todavía ha hecho que esos dos goles de Maradona fueran más relevantes en la historia del fútbol. De hecho, son las dos principales obras que se le recuerdan al Pelusa.

Artículos relacionados

bet365 utiliza cookies

Utilizamos cookies para ofrecer un servicio mejor y más personalizado. Para más información consulte nuestra Política de cookies