Ir al contenido
Baloncesto genérica
  1. Baloncesto
  2. Liga ACB

Liga ACB: Ivanovic vuelve al rescate en Vitoria

El entrenador montenegrino iniciará su cuarta aventura en el banquillo del Baskonia con el objetivo de encauzar una temporada que ha comenzado torcida en el Buesa Arena.

La historia de amor entre Dusko Ivanovic y el Baskonia sigue en su pleno apogeo y el entrenador de Bijelo Polje volverá a estar al mando del equipo por cuarta vez en su carrera. Ya acudió de apagafuegos en diciembre de 2019 y lo vuelve a hacer para servir de revulsivo a un equipo que acumula cinco derrotas en diez partidos en lo que va de temporada y que seguramente necesite también la incorporación de algún jugador.

Dusko Ivanovic como entrenador:

1993-94Fribourg (asistente)
1994-95Girona (asistente)
1995-99Fribourg Olympic
1999-00 Limoges CSP
2000-05Baskonia
2005-08Barcelona
2008-12Baskonia
2014-15Panathinaikos
2016-17Khimki
2018-19Besiktas
2019-2021Baskonia
2022-23Estrella Roja
2023 -Baskonia

 Una leyenda en los banquillos de Vitoria de nuevo al rescate

Dusko Ivanovic se convierte de esta forma en el entrenador que más veces ha dirigido al Saski Baskonia en su historia. Esta cuarta etapa supera a las tres en las que han dirigidos entrenadores como Iñaki Iriarte (1978-1993) y Velimir Perasovic (2005-2019). Además, se da el caso que Ivanovic ha ganado la Liga Endesa en las tres etapas en las que ha dirigido el club, además de cuatro copas del rey y de una supercopa Endesa.

El idilio del entrenador montenegrino con el club vitoriano comenzó en el año 2000 cuando tras ganar la copa Korac con el Limoges, decidió coger las riendas del Baskonia en una aventura que duró cinco temporadas, donde se consiguieron diferentes éxitos. En su primera temporada el equipo fue de menos a más, cayendo en cuartos de final de Copa del Rey, llegando a las semifinales de la Liga ACB y disputando la final de la Euroliga por primera vez en la historia del club, aunque acabarían cayendo en cinco partidos ante la Kinder de Bolonia de Ettore Messina. 

El buen final de campaña se extendió en las siguientes tres donde el Baskonia ganó varios títulos y disputó varias finales. En su segunda temporada (2001-02) el Baskonia hizo historia consiguiendo el doblete de liga y copa. En el torneo celebrado en casa, aquel TAU Cerámica de los Tomasevic, Bennett y compañía se alzó con su primera Copa del Rey tras vencer en la final al Barcelona (85-83) y levantar así su tercer título copero de la historia. Aquel mes de marzo dejaba entrever la calidad de un equipo que acabaría levantando la Liga ACB tras finalizar cuarto en liga regular y dejar por el camino a Valencia, Barcelona y Unicaja en el playoff.

La tercera temporada de Dusko en Vitoria (2002-03) tuvo sus altibajos en una temporada que comenzó bien rozando repetir el título de Copa, perdiendo en la final ante el Barcelona (78-84), y luego no siendo capaces de pasar de cuartos en los playoffs por el título de liga. En Europa, por segunda temporada consecutiva, se repitió clasificación al Top 16 de la Euroliga.

La cuarta temporada trajo otro título, en este caso el de la Copa, ganando la edición disputada en Sevilla al DKV Joventut en la final. Posteriormente se rozó la clasificación a la Final Four de la Euroliga y se llegó a la semis de una liga que se dominó en la fase regular. 

La última temporada de Ivanovic en su primera etapa trajo consigo una nueva final de Liga y un nuevo dominio de la liga regular. El Real Madrid tan solo pudo superar a los vitorianos en cinco partidos y en un final dramático en el quinto y definitivo con el icónico triple de Alberto Herreros. Además, aquel TAU llegaba de haber disputado la Final Four de la Euroliga por segunda vez en la historia cayendo en la final ante el Maccabi Tel-Aviv.

Segunda etapa alimentando el duskismo (2008/12)

Tras su paso por el Barcelona, Dusko Ivanovic aterrizaba de nuevo en Vitoria para en un club que había sufrido el cambio de tres entrenadores la anterior campaña pero que no obstante había conseguido ser campeón de liga con Neven Sprahija. Ante la tormenta que fue la campaña 2007-08 llegaba Ivanovic para poder las cosas en su sitio.

Y así lo hizo. Campeón de Copa y Supercopa en la primera temporada, con pase a cuartos de final en la Euroliga (el Barcelona fue su verdugo en cinco partidos) y derrota en las finales de la Liga ACB ante el mismo rival en cuatro encuentros. 

Su segunda campaña (2009/10) se saldó con la consecución de su tercer título de liga (segundo con el montenegrino) tras derrotar al Real Madrid en semifinales (3-2) y avasallar al Barcelona en la final (0-3). Además, se disputó las semis de Copa y de Supercopa y en la Euroliga cayeron en cuatro partidos en los cuartos de final ante el CSKA Moscú.

Las siguientes dos temporadas (2010-2012) el equipo comenzó a decaer tras no llegar a ninguna final, pero siempre siendo competitivos y estando cerca de los mejores. En la 2012-13, tras un arranque titubeante, Josean Querejeta decidía poner fin a su situación contractual y Dusko Ivanovic era cesado como entrenador del Baskonia tras dos meses de competición.

Ya acudió a la llamada de urgencia vitoriana anteriormente

En diciembre de 2019 Ivanovic volvía a su casa para coger las riendas de un equipo que acababa de destituir a Velimir Perasovic y abandonar a un Besiktas con el cual aún tenía contrato. Su idilio con el club vasco hizo imposible negar la posibilidad de ayudar en un mal momento al Baskonia y la temporada acabaría dando la razón al montenegrino. En una fase complicada con la pandemia de por medio, los vitorianos acabarían levantando el título de liga en la famosa burbuja de Valencia derrotando al Barcelona en la final a un partido (67-69). La decisión de Josean Querejeta no pudo salir mejor y elevaría el mito de Dusko Ivanovic a sus máximas cotas. 

Las dos siguientes temporadas acabarían, más o menos, como su segunda etapa, con una segunda temporada competitiva pero aún alejada de la grandeza pasada y una tercera temporada que acabaría en despido tras dos meses de temporada.

Mirando en perspectiva el paso de Ivanovic por Vitoria una cosa está segura, el equipo siempre compite y cambia la tendencia negativa en poco tiempo. No obstante, a pesar de ser una decisión arriesgada, solo el tiempo dará la razón ante el regreso del que ya es un mito del baskonismo.

Artículos relacionados

bet365 utiliza cookies

Utilizamos cookies para ofrecer un servicio mejor y más personalizado. Para más información consulte nuestra Política de cookies